¿Cómo saber entre tanta oferta de créditos rápidos cual es el que más nos conviene?

No hay un tipo de crédito que encaje en las necesidades de todo el mundo pero sí que existen unos más ventajosos que otros.

En Préstamos Ahora tratamos de facilitar el acceso al crédito a todo aquel que tenga una necesidad urgente de dinero. Cuando no es tan importante la cantidad como el poder responder en cuestión de horas, los créditos rápidos son la mejor opción, y así lo entienden miles de clientes que cada día solicitan en toda España un crédito de estas características.

Solicitarlos es muy fácil y no tiene complicaciones. Si se cumplen los requisitos exigidos, el proceso puede llevar unos pocos minutos, y disponer del dinero en la cuenta bancaria en menos de 1 hora. Además, todo se lleva a cabo de forma online por lo que no hay necesidad de desplazamientos ni de entrevistas.

Prácticamente ninguna de las empresas que los gestionan pregunta acerca del uso que se pretende dar al dinero, por lo que tampoco es necesario dar explicaciones. En la mayor parte de los casos estos créditos rápidos se emplean para solventar imprevistos, pagos que no pueden esperar o situaciones en las que el perjuicio de no pagar inmediatamente puede ser notable.

Pero lo cierto es que este tipo de créditos ágiles pueden emplearse para muchos otros usos, y aunque no son una alternativa recomendable como fuente de financiación regular, sí que permiten disponer de una gran flexibilidad ya que gracias a ellos puede lograrse efectivo en cualquier momento.

¿Por qué elegir Préstamos ahora entre tantas empresas de créditos rápidos?

Es sencillo. Todo lo que los demás ofrecen nosotros también lo hacemos, pero además, nuestros préstamos son de hasta 800 euros, muy por encima del rango de entre 300€ y 500 € que la mayoría oferta.

A ello hay que sumar que a la hora de conceder un crédito, estudiamos cada solicitud de manera individual, sin que, por ejemplo, la presencia en una lista como ASNEF descalifique al candidato de forma inmediata.

Sabemos que hay muchas situaciones y circunstancias distintas, y por eso no cerramos la puerta a nadie. Quienes necesiten créditos rápidos con los que hacer frente a cualquier situación tienen en Préstamos Ahora un socio fiable, serio y eficiente, capaz de gestionar su solicitud en minutos y de dar respuesta a su problema.

Créditos rápidos.  800€ diseñados para 

La oferta de créditos rápidos no cesa de crecer, lo que supone la mejor demostración de la utilidad de estos préstamos de pequeña cuantía en el día a día de muchas familias.

Diseñados para dar respuesta a situaciones que requieren una solución rápida, estos créditos se han popularizado tanto que su uso se ha extendido a otros propósitos.

De todos es sabida la dificultad que implica obtener un crédito al consumo, o los quebrantos que a largo plazo supone el uso regular de tarjetas de crédito. Por eso, aunque estos créditos fuesen pensados en un principio para solucionar problemas urgentes, cada vez hay más gente que los emplea para poder darse un capricho de forma ocasional, o tener una mayor flexibilidad a la hora de poder realizar sus compras.

Gracias a la disponibilidad permanente de dinero que suponen, las limitaciones a la hora de planear vacaciones o escapadas ocasionales, desaparecen. Ya no es necesario ajustar la agenda a cuando se cobra la nómina o se recibe el pago de la pensión. Pueden buscarse las fechas que más convengan, ya sea por disponibilidad o por precio, reservarse con toda tranquilidad, y hacer el pago con el dinero recibido en la cuenta gracias al crédito solicitado.

Luego, simplemente, en la fecha de cobro, se deposita el dinero para la cancelación del crédito, y asunto solucionado.

Esto abre un mundo de posibilidades a la hora de viajar. Pueden reservarse los billetes de avión en la fecha en la que son más baratos sin la preocupación de si en ese momento se dispone o no de efectivo, pueden aprovecharse ofertas promocionales de corta duración…

Conseguir vacaciones con créditos rápidos

La idea de que los créditos rápidos son caros queda, de este modo, en entredicho. Se demuestra que haciendo un uso inteligente de ellos, no sólo no hay porqué pagar más, sino que en muchos casos incluso suponen un ahorro.

¿Es caro pagar 50 euros en intereses cuando gracias a disponer del dinero al instante se ha conseguido un precio 200 euros inferior al habitual?

Saber hacer uso de las características de inmediatez que ofrecen los microcréditos puede ser una estrategia financiera. Es normal que al principio, el usuario que nunca ha recurrido a este tipo de préstamos lo haga únicamente en situación de necesidad, pero una vez acostumbrados a su utilización, comienzan a intuirse las grandes posibilidades que ofrece esta herramienta.

Esa es una de las razones de que el mercado de los créditos online siga al alza. Lejos de lo que se pueda creer, los microcréditos tienen una base de clientes cada vez más amplia porque, al mismo tiempo que se incorporan nuevos clientes que recurren a ellos para solucionar algún apuro, muchos de los que ya los han utilizado con anterioridad los emplean para nuevos usos como los ya citados.

El instrumento que normalmente se utilizaba para realizar este tipo de compras sin disponer de efectivo es la tarjeta de crédito, pero todos conocemos alguna historia terrible de personas que han terminado acosadas por las deudas al acostumbrarse a pagar una y otra vez con un dinero del que no disponían.

El caso de los créditos rápidos es diferente, porque incluso en los casos en los que se hace un uso similar del dinero que con las tarjetas, no se puede llevar a cabo una nueva solicitud de efectivo hasta que el préstamo actual no haya sido amortizado en su totalidad.

Este producto es, por tanto, enormemente versátil. Por una parte puede solicitarse un crédito online ante una urgencia que requiera disponer de dinero de forma inmediata, pero también pueden emplearse estos créditos inmediatos para aprovechar ofertas y promociones que supongan un ahorro importante. Todo ello con la tranquilidad de que se conoce desde el primer momento el total del pago a realizar, y que no hay peligro de que unos créditos se acumulen con otros ocasionando un descalabro económico de consecuencias imprevisibles.

Tal vez el mayor hándicap de estos préstamos es que su cuantía no es demasiado alta, lo que en algunos casos puede suponer una limitación. La mayoría de empresas de créditos online ofrecen un máximo de 300 euros a nuevos clientes, cantidad que, si el cliente devuelve y demuestra seriedad, puede verse incrementada hasta 500 o 600 en algunos casos.

En Préstamos Ahora queremos ir un paso más allá, y ofrecemos a los clientes que demuestren la necesaria solvencia, préstamos de hasta 800 euros, una cuantía que es ya considerable y con la que el abanico de posibilidades se amplía notablemente.

Si está valorando la solicitud de un crédito rápido para cualquier propósito, pruebe con nosotros. Disponer de hasta 800 euros en 1 hora y siempre que los necesite le ofrece una enorme tranquilidad de cara al futuro. Está a sólo un par de clics de comprobarlo.

Enlaces relacionados:

Mini- Créditos

HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com